Credus Centro deportivo y Clínica

Actualidad

CRÓNICA VITORIA, 12 de Julio de 2009. Campeonato de España de Larga Distancia, por Nieves.

Aquí os dejo una crónica, de un tiempo en el que tenía tiempo para entrenar, y tenía una ilusión: algún día conseguir algo en el mundo del triatlón hace casi 4 años. Pero da la casualidad, que no lo conseguí entrenando, si no luego organizándolos. Así que, buen cambio también, una por otra. Espero que os guste, y os animéis a irnos mandando todas las vuestras!!

 

Esta es mi crónica del campeonato de España de larga distancia de Vitoria, 4km de natación, 120km de bici y 30km de carrera… casi nada, que se dice pronto, y más pronto aun que dije yo de hacerlo cuando el año pasado terminé mi Titán… maldito Titán que me ha hecho entrar aun más en esta locura de la larga distancia. Era la primera vez que me iba a afrontar tan siquiera a hacer más de 21km… sólo llevo 3 medias maratones en mi vida y ahora iba a meter 30km… después de 5h de competición. En fin, una locura vaya.
La meta se veía cercana cuando en el doble olímpico de Arinaga en marzo me clasifiqué 6ª lo que me daba plaza para ir a élite al campeonato de España… pues venga, poquito a poco Nieves. Y nada… los entrenos iban pasando… entrenos no muy largos pero como siempre confianza 100% plena en mi entrenador. La cosa se ponía chunga cuando tan sólo un mes antes una gastroenteritis por el triatlón de Posadas me deja KO… dos semanas casi sin poder hacer mucho, perdiendo peso, sin poder entrenar, sin poder comer… que me empecé a plantear el poder hacer el campeonato. Pero bien, me recupero y a meter entrenos a cascaporros… como sea había que llegar… y la semana de antes… dolor de rodilla izquierda. No puedo completar un par de entrenos lo que me hace estar super insegura, pero bueno… ahí me encuentro el viernes, camino de Vitoria junto a Iván Tejero, Patri, Emilio y Luis Carlos… unos cuantos locos más de este mundillo.

Llegada bien tarde, son casi las 22h… así que a cenar, dormir que el sábado también era larguito.
Sábado 11 de julio: nos levantamos tarde, estábamos reventaitos… estos salen 1h30´ de bici… yo me quedo en el apartamento descansando como siempre siguiendo indicaciones del mister… vuelven de salir en bici y nada vamos a por los dorsales… nos desinfectan el neopreno por el asqueroso mejillón cebra ese (que desilusión que me vine sin verlo!! ) y a correr 15 minutillos por el parque donde 24h después estaría afrontando mis 30km. Cuando sorprendentemente el termómetro del coche marcaba 36º… no puede ser… y las previsiones eran… mañana más calor aun.

Sólo corrimos 15minutos y acabé chorreando… madre mía que día siguiente me esperaba. Viendo eso… a beber y beber y beber… deshidratación cero por favor!!!

Luego a la tarde vamos a los boxes del pantano a dejar las bicis… vaya pantano que tienen en Vitoria!!!

DIOSSSSS eso es mil veces mejor que una playa… no veas como se lo montan… nos quedamos allí nadando un ratillo, y sensaciones super buenas, el agua me gusta y me siento bien allí. Eso quería decir mucho!

Luego a las 20h reunión técnica…y de nuevo me pasó como en Arinaga… cuando se pusieron a describir los circuitos… 2 vueltas de 2km de natación… 2 vueltas de bici… 3 vueltas de 10km a pata… me dije… DIOS!! Qué hago aquí?? Que esto es una puta locuraaaaaaaa!!

Domingo 12 julio… el gran día… 5:30 de la mañana… suena el puñetero móvil… me quedo remoloneando 10´ más hasta que mis dos compis de apartamento me arrastran… habíamos quedado abajo a las 6… desayuno, me pongo el mono y nada… que ya se va haciendo realidad la cosa. Vamos en la furgoneta de Iván y esa media hora de camino al pantano me sirve de mucho… miro por la ventana, pienso muchas cosas, tengo mucho miedo, echo en falta mucha gente allí a mi alrededor, tenía miedo y estaba sola, me sentía sola. Los árboles pasaban rápido por la ventana y me decía por Dios que esto pase ya, voy a sufrir hoy mucho. Pero eso es poco… escasos segundos que me hacen mirarme a mi misma y decirme… Nieves… eres una titana! Así que para arriba. Hoy toca disfrutar una vez más de este maravilloso mundo… la larga distancia.
Llegamos a boxes y esperando la cola para rotular el número, comprobación del casco y demás… llego a mi máquina, mi bici… la que me va a llevar hoy lejos. Le doy un beso. Dispongo mis cosas… a un lado Helena Herrero.. más allá Virginia Berasategui… pero qué hago aquí?? En realidad esto es la maravilla del triatlón, te permite codearte con las mejores de España y del mundo. Y ahí estás tú… como ellas… poniendo tus cosas en la bici.

Y nada, con los nervios de me pongo el neopreno de esto me falta y tal y cual… no me da tiempo de calentar en el agua. Felipe anuncia… salida élite masculina a las 8 en punto… salida élite femenina… 8:05… y ahí estamos, una vez más… segundos de millones de pensamientos, de miedos… frente al pantano estamos 17 mujeres… 17 que hemos tenido la suerte de conseguir una plaza en élite, el resto de mujeres tenían que salir 11minutos más tarde.

Felipe anuncia… estáis a las órdenes del juez de salida… esas palabras que siempre me llevan al nerviosismo y extenuación más suprema porque un segundo después suena la bocina y hay que nadar… y todos los miedos se van en el ruido de esa bocina.

Tienes por delante casi 8 horas de competición muchachita. Nuevamente… no se qué ritmo quiero llevar. Asombrosamente no me agobio, veo que voy a buen ritmo, voy sola, quiero ir sola, necesito ir sola e ir concienciándome un poco de todo, quedaba mucho por delante.

Primera vuelta… 2000m… me da referencia Sergio el hermano de Iván (gracias también por tus ánimos) y Patri… Myriam me lleva 2´30´´… va bueno no voy tan mal. Empiezan a adelantarme los de grupos de edad… me acoplo con ellos y consigo ir a sus pies casi un km… me hace recuperarme, ya me había concienciado de la muerte que me esperaba y estaba dispuesta a morir! De nuevo referencia… 4´40´´… está bien, no me han metido demasiado en el agua. Consigo salir en 1h09´… increíble. Transición super rápida… me pongo mis calcetines y no da tiempo a pensar, tan sólo los 120km de bici que tenía por delante y cómo iba a regularlos. Mi máquina me lleva… salgo muy rápida y me digo NIÑAAAAAAA que esto no es un sprint ni un olímpico… toda la gente en sus super bicis, sus super cascos aeros, sus acoples… yo con mis Ksyrium, mi Catlike Whisper más feliz que toas las cosas… esas tonterías para los pros!! Jiiji. Eso si… me acoplo… miro al suelo y nada, a rodar kms y kms… cazo a una mujer en el km20… la primera que alcanzo… bien… km30… veo a Myriam… la animo… no lleva mal ritmo… hay que seguir para adelante. Ya no veo a ninguna mujer más… creo que llevo un ritmo bastante bajito, voy regulando demasiado, me da miedo pasarme, me encuentro bien aprieto y digo no… bajo de nuevo el ritmo, una media constante de 32-33 kms por hora, no quiero ir más rápido. No paro de comer y beber… tengo miedo de deshidratarme. Sobre el km 90 me adelanta Inma Pereiro… Dios, fue la campeona de España el año pasado y viene de hacer el Giro… no veo que lleve buen ritmo. Va como cansada?? Momento en el que pienso… si yo también voy muriendo ya… miro mi crono… llevo 4h de competición… el calor empieza a llegar, ese que tanto temía desde el día antes. Los bidones empiezan a estar calientes, empiezo a sufrir, empiezo a pensar que no puedo acabar, empiezo a tener ganas de llorar, a que ya iba sufriendo, me quedaban unos 20km de bici y lo peor de todo… 30km de carrera a pie a más de 35º.
Veo ya el pabellón del TAU a lo lejos… ahí están los boxes. Me adelanta Chiki… me anima ver a alguien de los míos… nos animamos mutuamente… queda mucho. Llego a boxes y me veo gritándome a Rosa… nuestra Rosa de Posadas… ahí estaba la tía al pie del cañón pasando más calor que toas las cosas diciéndome que era su ídolo ajajaja… y que el año que viene se metía a la larga conmigo… NOOOOOOOOO LO HAGAS!!! Final de bici… 3h54´… mi cuenta marca una media nada despreciable de 31.5 … recorrido prácticamente llano con sus repechillos es lo que tiene.
Transición super rápida… 49´´ de transición! Me quiero comer ya esos 30km como sea… voy corriendo y digo bien, he hecho bien regulando en la bici porque iba corriendo y me sentía las piernas super ligeras. Primer km… 4´49´´… baja Nieves baja aun más… 2ºkm… 5´05´´… ese es el ritmo, curiosamente me cuesta ir tan lenta. Maldito sufrimiento que después pasé. Hombres que van a mi ritmo… otros que adelanto… otros que me adelantan como balas… hay de todo en esta locura.

Km 5… creo que empiezo a sufrir… se me estaba acabando el ansia de querer acabar… llegaba el ansia de qué estoy haciendo?? Pero no… dura poco… de nuevo la tangada empieza a echar sus cojones particulares y esto lo acabo yo como sea. Voy completando la primera vuelta… veo a Iván que me anima?? Perdona?? Esto qué es?? Iván Tejero se ha retirado?? Entonces yo qué???? Momento en el que me entra otro bajón… me quedan más de 20km a pie…Paso en 50´… clavados… quería hacer los 30km a 5´… pero empecé a ver que eso podía ser imposible. Intento seguir un ritmo… los kms ya no son tan llevaderos, cada vez cuesta más llegar al siguiente y ya no son a 5´… si no que iban subiendo a 5´10´´ … de ahí a 5´15´´… 5´20´´ … hasta que en el avituallamiento del km 15 me paro… primera parada de la carrera a pie. Parada rápida… algo me pasa… me encuentro muy mal… en los últimos 5km parece que hubiese hecho como 50… empieza el SUFRIMIENTO, al momento que tanto le había temido durante meses… me quedan 15km de carrera y llevo 6h y pico de competición en el cuerpo. Hace mucho calor, muchísimo… empiezo a ver más gente retirada… demasiados retirados… luego veo que de los 300 que salimos… casi 50 se retiraron por el calor. Veo a un chaval convulsionando al lado de la carretera… dos le ayudan y la ambulancia viene a por él. Esto ya va siendo más serio. Me entran hasta escalofríos. Sigo intentando llevar un ritmo pero es imposible… paso los 20km en 1h54…

llevo 6h56´ de competición… quería bajar de 8horas… fue la meta que me puse y lo estaba viendo difícil. Me quedaban los 10km peores de mi vida. Echaba en mente que en mi vida había pasado de 21km corriendo… e iba a tener que sobrepasar esa barrera en unas condiciones infrahumanas. Había puestos de avituallamiento cada 2km… mi meta era llegar corriendo hasta el siguiente puesto de avituallamiento…y ya cada puesto lo veía a lo lejos y me parecía un oasis… juro que veía las palmeras y esos voluntarios que desde a lo lejos me ofrecían agua me parecían representantes de Dios en la tierra… seres de otra galaxia. Llegaba al avituallamiento y me parada, me echaba sobre la mesa a beber todo lo que pillara… ya la comida y la bebida no tenía control, la regla que Merchán me dijo ya no existía. Era a lo que podía… agua caliente… coca cola hirviendo… me daba igual, era coca cola lo que me pedía el estómago, me faltaba azúcar y veía esa coca cola caliente como el remedio ante la muerte súbita. Mezcla entre coca cola y gel… mezcla explosiva… me daba exactamente igual. Así iban pasando los kms… km22, 23… otro avituallamiento… de nuevo parada… es que no llego… me quedan 7km… y no puedo andar ni 10metros… y encima quería bajar de 8horas… km25… me tengo que echar en lo alto de la mesa de avituallamiento… chica qué te pasa te encuentras bien?? Tú qué crees?? NOOOOOOOO!! Tengo que parar un par de minutos allí… y de nuevo a salir andando, con mi coca cola hirviendo en el estómago… madre mía la barriga me iba a reventar. Y ya me propuse… o ya acabas corriendo o no bajas de tus 8h… intenté no parar… pero no… km 28… último avituallamiento antes de llegar… tengo que pararme… es que no puedo más. El calor es demasiado, sólo hago mirarme lo quemado que tengo el hombro…y pienso… mierda… de nuevo la señal del trimono en mi espalda!! En fín… sólo queda reírme yo sola. Curiosamente voy a tope… voy a sprint… y los kms no bajan de 6´… increíble… jamás en la vida tuve esa sensación. Km 29.5… 7h57… no puede ser… que quiero bajar de 8h!!! Aprieto los dientes… cierro los ojos… y cruzo la meta…



7h59´19´´ y finalmente 9ª de España… ni siquiera supe en ningún momento que iba en ese puesto… de las 10 primeras, es que no me lo creía. Me tienen que coger y que me vaya a la enfermería a que me pongan suero… me decanto por ese maravilloso servicio de masajistas que había…… no voy a decir qué se me pasó por la cabeza porque fue de todo… lo primero… dar las gracias a mi entrenador por hacerme cruzar la meta de algo así… yo pongo las piernas… él pone la parte cognitiva… la que lo hace todo. Dar las gracias a mi amigo Dani Arazola que hasta el último momento a las 6:15 de la mañana me cogió el teléfono para hacerle una última pregunta… dar las gracias a mis padres y mi hermano por apoyarme hasta en el último momento… porque mis lágrimas son ellos quien se las comen. A mis niños… Aitor, Manolo y Migue que tanto se comen mis lloriqueos y tanto me soportan en los entrenos… sobre todo Aitor.

A mis amigos… Dami, Belén, Salvi… animándome hasta el final, a mi club ciclista Espartinas que por supuesto sin ellos no sería lo que soy en la bici… siempre mi eterno agradecimiento a ellos, Rosa… que tía… allí estaba en bikini mientras yo me metía esos 30km animándome…MIL GRACIAS ROSA.

A mis compañeros de viaje y fatiga… Iván, Patri, Emilio y Luis Carlos… un viaje precioso e inolvidable. A mi jefe Borjita… por cederme todo lo que le he pedido las últimas semanas para que esto se hiciera realidad…A mis camaleones… por apoyarme tantísimo… se que estáis ahí… y a todos aquellos que si alguien se me olvida… perdonadme… pero sin duda, sin nadie de vosotros esto sería lo que es. Como siempre me digo… poco a poco.
Y esta foto… justo después de competir… en el lago… aún sin el mono quitado (porque ni podía)… descansando… medio muerta… pero… SIEMPRE SONRIENDO. Por el deber bien hecho 🙂